30 de Septiembre del 2021
Agustín Büchner Nolla
Día Mundial del Hábitat y los Sin Techo
Movilizaciones y reclamos ante falta de recursos presupuestales para apoyar la vivienda
carretilla vacía una obra de construcción de viviendas
Ricardo Antúnez / adhocFOTOS

En el Portal Apu.uy dialogamos con Jorge Díaz, presidente de la Federación de cooperativistas sindicales,  Programa de Vivienda Sindical (PVS), y con Gustavo González, secretario general de la Federación Uruguaya de Cooperativas de Vivienda por Ayuda Mutua (FUCVAM), acerca de sus problemas actuales y de las dificultades en el goce del derecho a la vivienda.

El lunes 4 de octubre se conmemora un nuevo Día Mundial del Hábitat y de los Sin Techo, y habrá dos movilizaciones en Montevideo, ambas convocadas para las 18 horas. Fucvam concentrará frente al Banco Hipotecario del Uruguay (BHU) para marchar por Daniel Fernández Crespo hasta la plaza Primero de Mayo donde realizaran un acto. Por otro lado el PVS junto a Covipro (Federación de Cooperativas de Viviendas de Propietarios), la Coordinadora Nacional de Asentamientos y Afinco (Asociación de Funcionarios del Instituto de Colonización) marcharan desde el Ministerio de Economía y Finanzas (MEF) hasta la Torre Ejecutiva.

Desde ambos movimientos se nos transmitió que no hubo contactos para movilizarse en conjunto, Fucvam eligió su recorrido por el rol histórico del BHU en la vivienda en Uruguay, así como la relevancia de la plaza Mártires de Chicago, y en cuanto a la movilización que parte desde el MEF, se nos explicó que se eligió ya que el Ministerio de Economía no aprueba las partidas de dinero al Ministerio de Vivienda y Ordenamiento Territorial (MVOT), y por lo tanto marchan hacia la sede del Poder Ejecutivo, en reclamo por el decreto aprobado que limita el gasto presupuestal de la administración pública, perjudicando la inversión social.

Las reivindicaciones son similares para ambos casos. Jorge Díaz argumentó que el desgaste y el esfuerzo que implica conseguir un terreno, formular un proyecto, esperar al sorteo, ser seleccionado, escriturar, recibir el dinero, y luego pasar a construir (puede llevar más de 7-8 años en algunos casos), por lo que es necesario agilizar los tramites burocráticos, así como recuperar los dos sorteos anuales (ya que actualmente se realiza uno) para no mantener en vilo, y en la incertidumbre a tantas cooperativas en formación. González indicó que hay cooperativas que esperan para escriturar hace un año y medio, lo cual es demasiado.

Dentro de la plataforma ambos resaltaron la importancia de conseguir el 2% de interés para los préstamos a las cooperativas, actualmente hay algunas cooperativas que pagan el 2% y otras el 5% por un cambio en la reglamentación del 2008. En el caso de Fucvam tomaron la medida de no pagar al 5%, y si hacerlo al 2%, acudiendo a un Juez de Paz para que determine donde depositar el dinero, mientras que la Agencia Nacional de Vivienda no adopte esta resolución.

Reivindican que la vivienda es un derecho (reconocido por la Constitución) y no una mercancía. De acuerdo a González existe un déficit de 70 mil viviendas en el Uruguay y es un problema que no se puede desvincular de la salud y la educación de los trabajadores y sus familias. También incluyen, en sus plataformas, elementos de la campaña "Si al Referendum", particularmente por los artículos 421 a 459 referidos a los alquileres, que perjudican a trabajadores y trabajadoras, y que es la situación de la cual la mayoría de los cooperativistas busca escapar.

Para ambas movilizaciones vendrán delegaciones desde todo el país para apoyar la medida.

  • Nota al pie de página: Tanto Covipro, como PVS conforman cooperativas de propietarios, lo cual individualiza la propiedad de la vivienda (p.ej en caso de fallecimiento, la vivienda se la queda quien decide el dueño). En el caso de Fucvam está conformada por cooperativas de usuarios, donde la propiedad es colectiva (siguiendo con el ejemplo del fallecimiento, la cooperativa decide quien se queda con la casa). Así mismo en el primer caso quien se hace cargo del pago de la cuota del préstamo es el individuo, y en el segundo caso es el colectivo.